Nuestros ciclos de Servicios socioculturales y a la comunidad se “gradúan” la mirada para aprender a ver la realidad con perspectiva de género.

El pasado 18 de enero, alumnado de los ciclos de TASTU, Educación Infantil y Promig compartieron formación y reflexión con Elena Simón, formadora experta en género y coeducación. En dos sesiones plagadas de ejemplos, imágenes y el marco teórico que nos aportan las teóricas feministas, Elena nos ayudó a descubrir la “ley del agrado” que somete a las mujeres a los cánones de belleza imperantes culturalmente, a la práctica de los cuidados sin elección y a la entrega por amor. Por otro lado, instó a los hombres a reconocerse socializados por la “ley del dominio”, que les lleva a querer acumular fuerza, dinero y poder. Ambos géneros buscamos la felicidad por caminos paralelos, que nos llevan a construir vínculos de pareja donde el riesgo de reproducir violencia de género está servido.

 

Animó a los hombres a sumarse a la reivindicación social por la igualdad, puesto que a pesar del “espejismo de igualdad” en que creemos vivir, la realidad nos sigue mostrando brechas en todos los ámbitos.

 

Como futuros/as técnicos/as de la intervención social, tenemos el reto de que el sexismo que ha llegado hasta nosotros/as, no pase de nosotros/as.